• Radio Valparaíso
    Online

    Subtel instruyó a empresas reforzar canales de atención ante reclamos por fallas en telecomunicaciones

    En medio de la contingencia por la crisis del coronavirus, la Subsecretaría de Telecomunicaciones instruyó medidas para afrontar los reclamos de usuarios, principalmente por fallas en el servicio de internet, y para que las compañías proveedoras den respuestas y soluciones a estos.

    La Subtel ofició la semana pasada a Claro, Entel, GTD, Movistar, Mundo Pacífico, VTR y WOM, entre otras, para que informaran sobre el comportamiento de redes y planes de trabajo en medio de la contingencia.

    La subsecretaria Pamela Gidi explicó a Cooperativa que «oficiamos a las empresas de telecomunicaciones para que, en el marco de esta crisis, refuercen sus canales de atención digitales y telefónicos, de manera que los usuarios puedan realizar sus consultar y dar a conocer sus reclamos a propósito de esta contingencia».

    Asimismo, resaltó que «considerando la sobrecarga que tendrá nuestro equipo de atención de usuarios, estamos realizando una prueba piloto con un programa basado en inteligencia artificial, que nos va a permitir monitorear con mayor capacidad y rapidez todas las quejas de los usuarios en rede sociales«.

    En sus repsuestas, compañías como Claro, VTR y Movistar aseguraron tener la capacidad para resistir una mayor demanda en el servicio de internet hasta en un 30 por ciento.

    Igualmente, la autoridad llamó a los usuarios a denunciar en la página web de la Subtel.

    ¿Por qué falla el internet en medio de la crisis?

    En las últimas semanas los reclamos han aumentado, sobre todo respecto al servicio de internet, fallas que pueden explicarse en que, debido a cuarentenas preventivas u obligatorias y a los llamados a quedarse en casa, muchas personas se mantienen en sus hogares y utilizando internet a la vez.

    Giorgio Rojas, técnico en telecomunicaciones de la Asociación de Pequeños Proveedores de Internet y Televisión, expuso que las fallas ocurren porque «proveedores grandes pueden hacer una sobreventa del tráfico que ellos mantienen a muchos clientes, y hoy les pasa la cuenta porque todos estos clientes están usando el mismo internet al mismo tiempo, cosa que ellos no se esperaban, y al final esto empezó a generar saturaciones en las redes propias de ellos».

    Ante ello, apunta, esos grandes proveedores «ya generaron conversaciones con Netflix, con Youtube, para bajar por ejemplo la resolución de los servicios de streaming, lo que va a ayudar un poco a bajar el consumo de ancho de banda, pero no es en su totalidad, de alguna forma igual se va a mantener el problema».